Mensaje del Día de la Reforma

cranach-wittenberg-altarpiece

 

Queridos hermanos y hermanas, amigos y amigas,

hace cerca de 500 años el mundo occidental estaba convulsionado: mientras América había sido recientemente “descubierta” para desgracia y zozobra de los pueblos originarios americanos, el poder religioso y político de Europa se veía desafiado por Martin Lutero1; un monje agustino que sintetizó en 95 tesis (puntos o temas a discutir) las cuestiones en las que que percibía una gran distancia entre el mensaje del Evangelio y la práctica de la iglesia; un cristiano que sentía la necesidad de que su iglesia cambie.

Cabe preguntarse si a alguien todavía le importan las discusiones teológicas de hace 500 años. Qué tienen que ver con nosotros y nosotras aquí?

Además, no es la teología una disciplina complicada, un tema para especialistas?

Sin embargo, si es cierto que hacer teología implica una reflexión crítica sobre las prácticas de la iglesia, buscando reformarlas para que sea más liberadora, comunitaria y social, entonces, hacer teología no tiene por qué ser una tarea abstracta de especialistas sino que debería ser un trabajo conjunto, compartido desde las comunidades, porque allí es donde se predica la Palabra y se comparten los Sacramentos, y donde se puede reflexionar desde un contexto social, político y cultural inmediato y concreto. El quehacer de la teología debe partir desde el compromiso cotidiano en la diversidad en la que vivimos. Porque es en medio de esta situación donde Dios obra.

Ayer, indulgencias. Hoy, “satisfacción garantizada”

Hace 500 años, El pensamiento de la Reforma debatió las cuestiones religiosas de su tiempo. El tema emergente fue la venta de indulgencias y la posibilidad de “comprar” perdón. Qué cuestiones religiosas nos desafían hoy?

En la actualidad el mercado y su lógica parecen dominarlo todo. Y para el mercado todos y todas somos, básicamente, consumidores. En estas sociedades dominadas por el mercado la iglesia es tentada a tomar la forma de un negocio, al que van los consumidores de religión en busca de productos. Y entonces ya nada es “por Gracia”, y aparentemente ya no hay pecadores que necesitan arrepentimiento y perdón, solamente consumidores2.

¿Cómo hablar de Gracia y misericordia en un mundo (y en una iglesia!) bajo la influencia de la lógica de mercado? Para el pensamiento de la Reforma, el mensaje del Evangelio critica tanto a la sociedad y a la cultura de la época, como a la iglesia y a sus prácticas.

Por eso, para poder ser parte de la transformación de la realidad, la iglesia debe ser profundamente transformada ella misma por el mensaje de Jesucristo que comparte.

Qué tesis deberían escribirse hoy?

¿Cuáles son las acciones que, como Iglesia Evangélica Luterana Unida, estamos desarrollando en este tiempo? Estamos haciendo lo que tenemos que hacer? Lo estamos haciendo bien? Para responder a estos interrogantes, una de las actividades que estamos realizando es un proceso de Planificación Estratégica Participativa (PEP), donde todos y todas tenemos la oportunidad de aportar nuestros sueños de la Iglesia que queremos y debemos ser, en este tiempo y en esta sociedad. Ya las comunidades recibieron información, y tuvieron algunos encuentros de trabajo con la presencia de ayuda externa (un facilitador, o facilitadora). Y en casi todas las regiones ya se reunieron a poner en común lo que pensaron en cada comunidad.

El año que viene tendremos un encuentro sinodal en el que haremos una síntesis de los aportes y propuestas, y también celebraremos el camino recorrido.

Al hacer esto estamos haciendo teología. E incluso podemos reformar la iglesia.

Muchas veces creemos que la única forma de hacer teología es escribiendo libros difíciles de entender.

Pero hacer teología también es revisar con mirada crítica y a la luz del Evangelio las dinámicas que se dan en nuestra iglesia.

La PEP puede ser una manera de hacer teología, y una manera de reformar la iglesia. Una en la que todas las comunidades tienen lugar y tienen voz. Y como tienen lugar y tienen voz, también tienen compromisos.

Esta manera de hacer teología es un camino en el que podemos identificar tres etapas. En la primera, Nos reconocemos como Iglesia con su historia en los diversos contextos en los cuales estamos viviendo y experimentando la misión de Dios.

Luego Reconocemos nuestras debilidades, nuestra inserción (o falta de ella) en los espacios sociales y políticos, las tareas de servicio al mundo y a quienes más lo necesitan (diaconía)que no siempre están visibilizadas.

Y a partir de esto, Nos preguntamos ¿qué cosas debemos hacer para ser una Iglesia contextual, abierta, misionera y con incidencia social?

Los desafíos a la iglesia son tan diferentes y a la vez tan parecidos a los de hace quinientos años; hoy también es crucial anunciarle al mundo y recordarnos mutuamente que la salvación no se vende. Que las personas no se venden. Que la creación no se vende3.

Quinientos años después, los principios de la Reforma del siglo XVI nos siguen interpelando e impulsando a hacer teología. Y a reformar la iglesia.

31 de octubre de 2014

Wilma E. Rommel                              Gustavo Gómez Pascua

Pastora Vicepresidente                       Pastor Presidente

– – – – – – – – – – – –

notas

1Lutero no fue el único ni el primero de los reformadores de la iglesia. Pero, dado que la fecha rememora un gesto de Lutero, y considerando nuestra -evidente- filiación con el movimiento luterano, además de razones de sencillez comunicativa, lo hemos mencionado solamente a él.

2En este párrafo somos deudores de la excelente ponencia del Dr. Martín Dreher para el XXIX concilio de la Iglesia Evangélica de Confesión Luterana en el Brasil

3Lemas propuestos por la Federación Luterana Mundial para reflexionar hacia el 2017, año en el que recordaremos 500 años de la Reforma.

click acá para bajar el mensaje en PDF

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s